Christopher Pardo  |

¡Ah, la Navidad! Tiempo mágico en el que el clima se enfría, pero el calor del hogar sube (o al menos así pasa de este lado del mundo). La época del año preferida por los niños quienes esperan la llegada de Papá Noel, y por los adultos, quienes ya tienen pretexto para embriagarse. La navidad nos une, ¿verdad? ¿Es la festividad navideña la que nos reúne en esta época del año o son otros factores que unen a los que no esperan la llegada de Jesús?

 

La navidad según los cristianos

 

Para los católicos, la práctica de la Navidad se ha seguido ininterrumpida desde su institución. Aunque sus orígenes son un tanto contradictorios —y, en parte, tétricos—, este festejo permanece en nuestra conciencia como una época de regocijo y paz.

 

Aun los no católicos —como los judíos o ateos— aprovechan la ocasión para reunirse, con la familia o con los amigos. Mas resalta el hecho de que los judíos, conscientes de que su Mesías no ha llegado, pasan de largo el adviento y cenan comida china. Me pregunto incluso qué celebran los ateos si supuestamente no creen en dios alguno ¿No deberían ir a dormir temprano y no esperar regalo alguno?

 

Creyente o no, la gente sigue un ritual casi idéntico en todos lados. Se reúnen entre familia o amistades, intercambian obsequios, beben alcohol, cenan con un pavo al centro, vuelven a beber, los niños se acuestan para esperar la llegada de Santa Claus, los adultos siguen bebiendo, y así hasta la mañana del 25, cuando los niños enloquecen por abrir sus obsequios. Los adultos se curan de la resaca. —¿Y Jesús, el supuesto invitado de honor por el que celebramos en primer lugar? Ésa es otro triste relato para otro momento—.

 

El ritual es casi el mismo en otros países: los alemanes no pueden abrir sus regalos hasta haber cantado Stille Nacht, heilige Nacht, los italianos tiran la vajilla vieja para que siempre haya una nueva, los mexicanos cenan pavo el 24, etcétera. ¿Pero qué hacen quienes no esperan la llegada de Jesús?

 

La navidad en Asia

 

Para los japoneses, el festejo cumple con la base del ritual navideño, comprar regalos y reunirse en familia. Mas la navidad no es un día festivo, por lo que varios nipones trabajan ese día. Además, el acto de regalar obsequios se da más por verdadero interés afectuoso que por compromiso. Aquí San Nicolás no les regala cosas a los niños por portarse bien, sino por ser queridos por la familia. Una drástica diferencia de la celebración navideña es que aquí no cenan pavo, sino un pastel navideño.

 

En China no hay navidad del todo; si acaso, decoran las calles cercanas a las zonas turísticas. Algunas personas han adoptado la costumbre de darse presentes.

 

La navidad en Medio Oriente

 

Israel es una de las naciones más polémicas en cuanto a festejos navideños. Como es sabido, Israel es el corazón de las religiones más importantes de la región: católicos, judíos y musulmanes, aunque enemistados, conviven desde hace siglos. La celebración navideña en ese lugar está llena de fricciones, pues mientras los católicos celebran la llegada de Jesús, los judíos aún esperan la llegada de su Mesías y los musulmanes tienen un sistema de creencias muy distinto del de los primeros dos. La navidad en esa región es más un duelo de poder entre religiones que un festejo.

 

Uno creería que en un país como Irán la fiesta navideña está prohibida o algo por el estilo, pero resulta que este país está abierto a este festejo más de lo que creemos. Si bien no hay cena de Nochebuena porque los habitantes no esperan a Jesús, sí festejan la navidad como celebración a Dios.

 

En resumen, la época navideña es ocasión para que la gente diga cuánto importa uno al otro, con independencia de las creencias religiosas. Tal vez la Navidad no tenga el mismo sentido para todos, pero los festejos decembrinos sí acaban uniendo a propios y a extraños. Así como hay quienes miden el valor por el costo del regalo, habrá personas que aprecien más el mero hecho de ser recordados. Regalar no es sólo dar cosas materiales, también puedes ofrecer un poco de tu tiempo a alguien menos afortunado en la vida: sin duda lo agradecerá más que si le dieras algo que terminará olvidado, acumulando polvo en un estante.

 

 

Para futuras referencias consulten:

 

-La navidad en diversos lugares del mundo

http://www.beevoz.com/2013/10/21/la-navidad-en-diversos-lugares-del-mundo/

 

-La navidad en Japón

http://www.curiosite.es/scripts/news/esnews.php?frmIdPagina=10145

 

-La navidad en China

http://www.independencia.net/index.php?option=com_content&view=article&id=420:navidad-en-china&Itemid=140&lang=es

 

-La navidad en Israel

http://www.independencia.net/index.php?option=com_content&view=article&id=420:navidad-en-china&Itemid=140&lang=es

Facebook Comments

Website Comments

  1. Neporio
    Responder

    Es mucho para tan poca informacion tácita. Falta agregar más contenido. Hay muchos más paises y esta fecha tiene muchos rituales pues es el la noche más larga del año.

Post a comment